No hay problema

problema

Todos saben la energía que quita pensar en un problema y si es algo que no está en tus manos resolver, aún así es difícil apartarlos de nuestra mente. Y ya sabes que sin energía tu productividad se verá afectada.

Es impresionante el efecto que puede causar ver una serie. Puede motivarte, educarte de una manera entretenida, ayudarte a salir de una depresión, hacerte pensar sobre aspectos de la vida que antes de ver la película nunca habías considerado y además es ideal para desconectarte del quehacer diario.

Solo basta abrir, por ejemplo un sitio como seriesland y de inmediato tu atención se centra en buscar algo que se ajuste a tu estado de ánimo, porque algunas veces buscas alguna serie que te han recomendado ver; pero otras veces aprendes a descubrir buscando y conectándote con lo que sientes en ese momento. Si te lo tomas con calma esta búsqueda puede ser relajante, muy recomendable puede ser escuchar algo de música suave mientras encuentras algo.

preocupar

Es muy común que una persona busque olvidar, aunque sea por un momento, un problema determinado y lo haga buscando alguna serie de TV que tenga que ver con su problema. Tal vez parezca ilógico; pero es lo que se suele hacer. Ante una situación sentimental adversa, puedes terminar buscando una serie que te haga sufrir más y pensar más en el problema que quieres olvidar.

El solo hecho de conectarte con un capítulo, te permitirá sacar a tu mente de la situación en la que se encuentra; pero eso dependerá de lo que escojas. Tal vez no sea la mejor idea la de irse por una serie médica, si algún familiar está pasando por una situación de enfermedad penosa, si quieres alejarte de esos temas lo ideal es irte por algo que te ayude a relajarte y que encaje con tus gustos, quizás algo como The Big Bang Theory o puede que una al estilo de Modern Family.

También es muy recomendable brindarse la oportunidad de explorar historias fascinantes que bajo el formato de series atrapen tu atención y que no sea lo que regularmente vez, podría ser algo de ciencia ficción como The 100, por ejemplo. Lo importante es que desde la comodidad de casa, con todas las ventajas que eso tiene podrás ver los capítulos que desees, en incluso, repetirlos, o repasar fragmentos que no entendiste bien.

Ver un capítulo de algo con lo que no te has relacionado nunca, no solo te ofrece la posibilidad de experimentar nuevas sensaciones; sino que además roba tu atención con mayor intensidad y cuando se quiere dejar de pensar en un problema, eso es de gran ayuda.

los 100

Una serie puede lograr lo que una sesión de meditación tal vez no pueda, sobre todo si no eres una persona entrenada. Relajarse suele ser un trabajo que requiere mucha paciencia y entrenamiento, el hecho de pensar en solo una cosa, ya sea que la contemples o que solo pienses en ella es algo que se obtiene con mucha práctica. Así que si no eres de esas personas con un alto nivel de entrenamiento y quieres una forma fácil y dinámica de relajarte, haz un alto en tus actividades cotidianas y conéctate con una serie, hay muchas, cientos, para escoger.